Manifestaciones y reacciones de parlamentarios marcan la segunda interpelación del gobierno de Sebastián Piñera

Por Bianca González

Entre manifestaciones en las galerías se llevó a cabo la segunda interpelación en el gobierno del presidente Sebastián Piñera en la Cámara de Diputados. Se trata de la interpelación al ministro de Justicia y Derechos humanos, Hernán Larraín, por el retiro de la iniciativa legal que pretendía compensar con tres millones de pesos a las víctimas de violación a los Derechos Humanos durante el régimen militar. Enla instancia, la autoridad debió responder a las preguntas realizadas por la diputada Carmen Hertz.

 

Foto: Agenda Uno.

 

En la interpelación, que estuvo marcada por las manifestaciones a favor y en contra del ministro desde las tribunas, se entregaron duros detalles de las torturas sufridas por cientos de personas. La efervescencia que se produjo fue tanta, que la presidenta de la Cámara de Diputados, Maya Fernández, tuvo que suspender la sesión durante unos minutos, mientras retiraban de la sala a simpatizantes de Pinochet que gritaban, insultaban y agitaban carteles pidiendo libertad para los presos de Punta Peuco.

 

 

El tema principal de la interpelación fue el Informe Valech, en específico el Bono Valech, proyecto que otorga un aporte único de carácter reparatorio a las víctimas de prisión política y tortura, reconocidas por el Estado de Chile. La interpelante, Carmen Hertz, diputada del PC y presidenta de la Comisión de Derechos Humanos de la Cámara insistió en la necesidad de que se recordaran las violaciones que se perpetraron durante la dictadura militar en casi todas sus intervenciones y en la injusticia que significa el retiro de la compensación a las víctimas de violación de DD.HH.

 

Foto: Agencia Uno.

 

Por otro lado, el ministro respondía que retirar este proyecto no configura un cuadro de impunidad a lo ocurrido y que esta acción es muy menor en relación a todo lo que el gobierno ha hecho por compensar a las víctimas. Además, afirmó que toda reparación económica es insuficiente. Insistió que desde el término de la dictadura, los gobiernos han hecho mucho en materia de compensación, como el informe Rettig y el informe Valech.

El ministro Larraín recalcó en varias oportunidades que hay que pensar en las nuevas generaciones que no vivieron la época del régimen militar y que se debe avanzar para que ellos sepan toda la verdad y sean capaces de superar estos hechos.

 

La diputada Hertz insistió en que el Estado tiene la obligación de dar a conocer la verdad en su totalidad, lo cual es necesario para construir un país decente, según sus palabras.

 

En tanto, en la misma sesión de la Cámara Baja, los parlamentarios aprobaron por 74 votos a favor, 53 en contra y 10 abstenciones solicitar la reposición del proyecto de ley que “comprenda un aumento significativo del monto reparativo anual”.

 

REACCIONES POST-INTERPELACIÓN

 

 

Las reacciones por parte del oficialismo y la oposición en relación a la interpelación del ministro de Justicia fueron diversas. El argumento de la falta de recursos para impulsar dicho proyecto y la actitud del ministro de Justicia fueron el foco principal de críticas por parte de ambos sectores políticos.

La decisión de la presidenta Bachelet de impulsar este proyecto de ley 5 días antes de dejar el gobierno y con una carga fiscal muy grande fue fuertemente criticada por el oficialismo. Por otro lado, la oposición recalcó que el ministro perdió la oportunidad de reivindicarse en temas relacionados con los DD.HH.

Jorge Alessandri, diputado de la UDI, señaló que el Ministro Larraín tuvo un buen desempeño en su interpelación y que era necesario que los chilenos supiéramos que se le han entregado muchas compensaciones económicas a las víctimas.

 

Jaime Bellolio, diputado UDI, también apoyó al ministro Larraín y señaló que era justificable que se tomara la decisión de retirar la iniciativa legal, ya que la reparación económica podría ocurrir en otro momento.

 

Miguel Crispi, diputado de Revolución Democrática, afirmó que le parece lamentable que se priorice el tema económico por sobre la reparación para las víctimas.

 

Pamela Jiles, diputada por el Frente Amplio y ex prisionera política, afirmó que con lo que se quedó de la interpelación fue la indolencia del ministro Larraín y que perdió la oportunidad de reivindicarse respecto a su apoyo a la dictadura.

 

Se destaca además que durante esta interpelación, la cual fue solicitada por la oposición, se pudo abordar las inquietudes por parte de la diputada Hertz y por el programa que llevará adelante el gobierno en materia de Derechos Humanos.

 

 

 

 

Autores
Señal 1 Señal 2
Top