Imprescriptibilidad: del abuso a la defensa de la infancia

El Presidente Sebastián Piñera anunció un proyecto de “suma urgencia” que establece la imprescriptibilidad total para los casos de delitos de abusos sexuales a menores, junto al Ministro de Justicia, Hernán Larraín y al Ministro de la Secretaría General de Gobierno, Gonzalo Blumel.

Esto a raíz de los últimos casos de abuso sexual a menores que se han dado a conocer en los medios y las denuncias por parte de víctimas de Karadima.

La legislación actual tiene como plazo de prescripción cinco años para delitos y diez para los crímenes. En un principio el mandatario había estimado su ampliación hasta los 30 años, pero se decidió por una indefinida.

En los primeros cinco meses del presente año, ya se han conocido cinco casos que han conmovido a la población. Entre ellos, el de Sophie y Ámbar.

Ámbar, de un año y siete meses, falleció debido a golpes y lesiones internas provocadas por el esposo de su tía, quien se encontraba a cargo de la menor. Su brutal muerte no sólo remeció a Los Andes, sino a Chile entero. La rabia e impotencia de la gente se hicieron sentir hoy en el funeral. Del lugar fue expulsada la madre de la joven.

El hecho producido en Los Andes se suma a lo ocurrido en febrero con la pequeña Sophie. El Centro de Salud Familiar de la localidad de Alerce, ubicado en Puerto Montt, recibió fallecida a la menor, la que presentaba marcas de violación. El padre de la menor, Francisco Ríos, es el único detenido y está siendo investigado.

Un tercer caso de abuso sexual y violación es el de Molina, en la región del Maule. Un profesor de religión, de 45 años de edad, fue acusado por abusar de una alumna de sexto año básico. El hombre reconoció haberse aprovechado de la relación que mantenía con la menor de edad para realizar visitas a su casa. Por esto mismo, el acusado quedó en prisión preventiva.

Los tres casos no son sólo dígitos, ni tampoco hechos aislados. Poco a poco se logran destapar acontecimientos similares, como el de San Antonio -semejante al de Ámbar-, donde el Ministerio Público investiga una denuncia por presunto abuso sexual en contra de una menor de un año y tres meses. El caso fue denunciado por el abogado Sebastián Weinborn, quien representa a familiares que buscan quedarse con la custodia de la niña. El abuso habría sido cometido al interior de la casa de la familia guardadora.

En Chile se legisla en base al hecho. Las denuncias por lo ocurrido al interior del Sename provocaron la creación de dos nuevas instituciones: el Servicio de Protección de la Infancia y la Adolescencia y el Servicio de Responsabilidad Adolescente. Así mismo, el anuncio de imprescriptibilidad total.

Imagen: T13

Autores
Señal 1 Señal 2
Top